martes, 1 de septiembre de 2015

Reflexiones de un día nublado

Cuánto me he perdido en querer buscar tantas respuestas cuando había solo una que tenía que escuchar. Ni siquiera "la vida misma" tiene un real interés en que sea una persona sanada, iluminada, espiritual. Solo ser aquí y ahora, en este preciso momento, tal cual soy, y reconocer que quién de verdad soy jamás podrá ser transformado, mucho menos sanado, porque es íntegro, coherente, completo. No se trata de seguir buscando algo diferente, al contrario, es dejando de esperar una historia más excitante, una emoción más fuerte, una mejor circunstancia, cuando de verdad la mente se abre a bucear en el invulnerable presente, encontrando ahí mismo la paciencia a las preguntas que aún no he resuelto en mi corazón, sabiendo que aunque el proceso finalmente haya alterado mi percepción, sigo siendo indefectiblemente humana, entonces habrá respuestas que comprenda y otras que no. Finalmente, a esto que llamo "mi vida" no es mas que lo que percibo de ella, y sinceramente lo único que me esta pidiendo, es que la deje ser.

Ilustración "For me, water means ocean" by ©  Robert Plant


2 comentarios:

Es ver