sábado, 1 de febrero de 2014

Ensoñación

Sueño con tu rostro
los ojos más allá de la imaginación:
soy el amor de nadie!
más,
en el sueño
te amo.

Ilustración "La gramática del amor" by © Meritxell Ribas

10 comentarios:

  1. Subo a la cima,
    como cada día,
    a contemplar,
    a estar a solas conmigo mismo.
    Allí te encuentro.
    Subes a contemplar,
    a estar a solas contigo misma.
    Permanecemos en silencio,
    nos hablamos con la mirada.
    Pero hoy no estás,
    no has venido.
    Un día sin ti,
    un día vacío.

    ResponderEliminar
  2. ¡Frío en la tierra y la nieve profunda encima de ti!
    ¡Lejos, lejos de todos, y transido en la tumba triste!
    ¿Me he olvidado, mi único Amor, de amarte,
    separada de ti por el curso devastador del Tiempo?

    Cuando estoy sola, ¿no vuelan ya mis pensamientos
    por encima las cumbres de aquella ribera del norte,
    descansando sus alas allá donde helechos y brezos
    cubren para siempre tu noble corazón?

    Frío en la tierra. Y quince inexorables diciembres
    bajaron de esas pardas colinas derretidos en primaveras.
    ¡Fiel es, en verdad, el espíritu que todavía se acuerda
    después de tantos años de cambios y sufrimientos!

    Dulce amor de juventud, perdóname si te olvido
    mientras la marea del mundo me lleva de un lado a otro:
    los más tenaces deseos, las esperanzas más sombrías me asaltan,
    que te oscurecen, es cierto, pero no pueden hacerte daño.

    Ningún otro sol ha vuelto a iluminar mi cielo,
    ninguna otra estrella ha brillado para mí:
    la única dicha en mi vida me la ha dado tu vida amada,
    la única dicha de mi vida está ahora contigo en la tumba.

    Cuando se fueron los días de sueños dorados,
    y la desesperación ya no fue capaz de destruir,
    aprendí que se podía mimar a la existencia,
    reconfortarla y alimentarla sin ayuda de la felicidad.

    Entonces contuve mi llanto de vana pasión,
    enseñando a mi alma joven a no añorar la tuya,
    y reprimí con severidad su deseo ardiente
    de bajar a una tumba que ya era más que mía.

    Y aún hoy no me atrevo a dejar que languidezca
    ni se abandone al éxtasis doloroso del recuerdo:
    si he bebido hasta el fondo esa angustia tan divina,
    ¿cómo podría buscar de nuevo el mundo vacío?

    Emily Jane Brontë

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Aquel día en que abrió el loto
      mi pensamiento andaba vagabundo, y no supe que florecía.
      Mi canasto estaba vacío, y no vi la flor.
      Sólo de vez en cuando,
      no sé qué tristeza caía sobre mí;
      y me levantaba sobresaltado de mi sueño,
      y olía un rastro dulce de una extraña fragancia que erraba en el viento del sur.
      Su vaga ternura traspasaba de dolor nostálgico mi corazón.
      Me parecía que era el aliento vehemente del verano que anhelaba completarse.
      ¡Yo no sabía entonces que el loto estaba tan cerca de mí, que era mío, que su dulzura perfecta había florecido en el fondo de mi propio corazón!

      Rabindranath Tagore: "Gitanjali -20"

      _/\_

      Eliminar
    2. Cuando las palabras se disuelven en el silencio,
      aparece la luz.
      La presencia-espejo es claridad sin límite.
      La experiencia, sagrada vacuidad,
      La sagrada vacuidad es la única luz.
      En esta luz retornas a lo maravilloso.
      Luna clara, río de estrellas.
      Pino nevados, cumbres envueltas en nubes.
      En las tinieblas son más luminosos,
      en la oscuridad brillan aún más.
      La grulla sueña en la niebla invernal.
      Un río de otoño fluye a lo lejos.
      Los inconmensurables eones son vacíos
      e idénticos los unos a los otros.
      En la serenidad emerge lo maravilloso,
      en la luz se olvida todo afán.
      ¿Dónde se encuentra este maravilloso estado?
      En el estado de presencia que disuelve la confusión.
      Esta es la vía de la luz serena,
      este es el origen del resplandor sutil,
      una nave dorada atraviesa el telar de jade.
      Lo derecho depende de lo oblicuo,
      luz y oscuridad se interpenetran.
      [La luz y la oscuridad] interactúan [libremente]
      cuando no dependen del sujeto ni del objeto.
      Bebe la medicina de la visión correcta,
      golpea el tambor impregnado de veneno.
      Cuando ambos aspectos interactúan,
      matar o dar la vida depende de ti.
      Cuando la puerta hacia el Sí Mismo aparece,
      las ramas se cuajan de frutos.
      Únicamente el silencio es la palabra suprema,
      sólo la iluminación es la respuesta universal.
      La respuesta no surge del esfuerzo.
      La enseñanza no es oída con los oídos.
      Los diez fenómenos del universo
      irradian luz y exponen el Dharma.
      Unos a otros testimonian su luz,
      unos a otros se pregunta y responden.
      Las pregunta y las respuestas encajan clara y
      perfectamente unas en otras.
      Si la serenidad carece de lucidez
      la ofuscación oscurece la totalidad del universo.
      Cuando la luz serena se realiza naturalmente,
      el loto florece y el soñador se despierta.
      Cien ríos desembocan en el océano,
      mil picos contemplan la más alta montaña.
      Como el ganso que prefiere la leche,
      como la abeja que liba las flores.
      Cuando experimentes la iluminación silenciosa,
      te habré transmitido la tradición de mis ancestros.
      La iluminación silenciosa de mis ancestros
      abarca la totalidad del universo.
      Puesto que el cuerpo es shunyata,
      los brazos se recogen en el mudra.
      Desde el principio hasta el fin, sólo hay ley:
      diez mil formas diferentes y siempre cambiantes.
      El señor Hé ofreció una piedra preciosa,
      el señor Xiangrú reveló su defecto.
      Cualquier habilidad tiene sus reglas,
      pero la Gran Función actúa sin esfuerzo.
      El emperador permanece en sus dominios,
      el general en las plazas fronterizas.
      El asunto esencial de nuestra tradición
      apunta a lo verdaderamente correcto.
      Transmitid esta enseñanza en las diez direcciones
      sin esperar beneficio alguno.

      Hongzhi Zhengjue: “Mozhaomin” “El canto a la luz serena”

      Eliminar
  3. Mozart.
    Piano Concerto No. 23 in A major k. 488
    2. Adagio.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Aaron Zigman. Main Title. Piano.

      Simplemente Gracias!!!!

      Eliminar
    2. Precioso!
      He leído varios libros de Nicholas Sparks, y visto varias adaptaciones de sus novelas. No sé por qué, pero me quedo con una "Un paseo para recordar".

      Mychael Nyman. The heart asks pleasure first.

      Eliminar

La alegría